NOTICIAS

Los droga y después tatúa: la historia de una vengadora contra abusadores sexuales

Abuso sexual / Foto: Getty Images

La justiciera acoge a mujeres que fueron violadas y entre todas se vengan de ellos para que recuerden siempre lo que hicieron.


Por: EFE

La idea de la película "Rencor tatuado", sobre una vengadora contra abusadores sexuales en la Ciudad de México, surgió hace diez años, pero a día de hoy sigue siendo "tristemente" un tema vigente, explicó a Efe la actriz protagonista del filme, Diana Lein.

 

"Tristemente creo que es el momento idóneo para la película. Necesitamos hablar de esto, las mujeres estamos reclamando nuestros espacios. Estábamos acostumbradas a girar y a movernos dentro de este sistema opresor y desigual. Es un momento coyuntural en México", opinó Lein.

 

Aída, interpretada por Lein, es una misteriosa justiciera que, en la ingobernable Ciudad de México de los años 90, acoge a mujeres que fueron violadas, seduce a sus agresores, los droga y los tatúa para que recuerden siempre lo que hicieron.

 

La película está rodada en blanco y negro y al estilo de la novela negra, ya que el director, Julián Hernández, creó la cinta a partir de un guión de Malú Huacuja del Toro, escritora de este género.

 

Solamente hay escenas a color en los "flashbacks" a la vida pasada de Aída, quien también sufrió abusos sexuales y no logra superarlos.

 

Aunque la historia gira en torno a la vengadora, también se cuentan historias de cinco mujeres diversas que muestran su lado oscuro, sus miedos e incluso complicidad con los abusadores, a la vez que dejan ver su lado solidario.

 

"Hice investigación: cada noticia que salía la recortaba para sumergirme en la mente de Aída. Lo que más me gusta de ella es su valentía porque a mí me falta un poco eso. También me costó entender sus decisiones. Creo que yo haría cosas más duras, pero ella no porque al final más que la venganza busca la justicia", detalló la actriz nacida en Bilbao (España) pero residente en México desde los 10 años.

 

Lein considera que Aída es una heroína, pero también una antiheroína, ya que finalmente se muestra como una mujer de carne y hueso que comete sus errores, por lo que convertirse en heroína es la única manera que encuentra de seguir sobreviviendo.

 

Asimismo, Lein comentó que la película refleja lo que ella considera que hay que hacer ante el machismo y el sistema "opresor": "No quedarnos calladas".

 

"El ambiente está caldeado y la gente en redes sociales muy agresiva contra un muy mal entendido feminismo. Hay una fantasía masculina de que feministas quieren ir castrando hombres por el mundo, pero la verdad es que estamos mucho más preocupadas por adquirir los derechos que merecemos todas las mujeres", opinó.

 

Además, invitó a las personas que piensan que el feminismo es innecesario a que vean la película, que funciona como "un espejo de lo que es ser mujer cotidianamente".

                  

COMENTARIOS

Reducir player
Imagen
Icono Señal en VivoEMISIÓN EN VIVO
Retrocede Audio
Adelantar Audio
Volumen
Compartir La Kalle