Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

La Kalle logo amarillo oficial footer
Entérate de lo más reciente en el mundo del entretenimiento al activar las notificaciones.
Quiero recibirlas
Tal vez más tarde

Publicidad

"Me rompió una botella en la cara": envían a la cárcel a una mujer por agredir a su novio

Según la Fiscalía, la víctima un comerciante de Anorí, Antioquia quedó con secuelas psicológicas tras la golpiza que le propinó su pareja. La mujer rompió en llanto al escuchar la decisión judicial.

Mujer enviada a prisión por golpear brutalmente a su novio.
Mujer enviada a prisión por golpear brutalmente a su novio.
/Foto: Policía Nacional

Es frecuente escuchar casos de violencia intrafamiliar donde las mujeres son maltratadas por sus parejas y a diario son miles las denuncias que se reciben sobre estos hechos, sin embargo no es tan frecuente que sean los hombres quienes denuncien a su pareja por violencia intrafamiliar, pero esto fue lo que ocurrió en Anorí, Antioquia donde una juez envió a prisión a Karen Restrepo, una joven de 22 años, acusada de violencia intrafamiliar agravada.

Los hechos denunciados habrían ocurrido el pasado 14 de mayo, cuando la acusada, según la Fiscalía, agredió físicamente a su expareja, un comerciante de 29 años, mientras se encontraba en un establecimiento comercial en compañía de una amiga.

Según el relato de la víctima, Karen Restrepo quebró una botella y lo agredió en la cabeza, cara y cuello, causándole heridas que requirieron atención médica inmediata. Tras el ataque, el hombre sufrió una incapacidad inicial de 20 días, que se extendió a 60, y se le diagnosticaron secuelas psicológicas.

La relación entre ambos estaba marcada por los celos y la violencia, según declaró el agredido a la Fiscalía. Incluso después de finalizar la relación, la acusada no aceptaba que él se relacionara con otras mujeres. Esta no fue la única agresión, ya que días después del primer incidente, la joven volvió a atacar al hombre en Guadalupe, otro municipio del norte de Antioquia.

Publicidad

La juez consideró a Karen Restrepo como un peligro constante para la víctima, dadas las agresiones recurrentes, y ordenó su envío a prisión en Anorí. A pesar de no aceptar los cargos, la joven fue trasladada a un centro penitenciario de dicho municipio.

Estos hechos subrayan la preocupante realidad de la violencia intrafamiliar, que no solo afecta a los pueblos, sino también a ciudades como Medellín, donde hasta agosto de este año se registraron 15 víctimas mortales a causa de esta problemática. Las cifras revelan que se han denunciado 10.316 casos de violencia intrafamiliar en la ciudad, con comunas como Manrique, Robledo, Villa Hermosa, Popular, Aranjuez y San Javier siendo las más afectadas.

La sentencia impuesta a Karen Restrepo busca enviar un mensaje claro sobre la intolerancia y la necesidad de erradicar la violencia intrafamiliar en todas sus formas.

Publicidad

Te puede interesar: ReTóxicos capítulo 7: Nunca cepillarse los dientes había sido tan doloroso

Publicidad

  • Publicidad