Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

La Kalle logo amarillo oficial footer
Entérate de lo más reciente en el mundo del entretenimiento al activar las notificaciones.
Quiero recibirlas
Tal vez más tarde

Publicidad

Puertas anticolados no estarían funcionando bien; no abren para el descenso de pasajeros

Un pasajero grabó el momento en el que los usuarios se querían bajar en su parada y no lo pudieron hacer.

Puertas anticolados en TransMilenio
Puertas anticolados en TransMilenio
/Foto: Twitter @HugoASeguridad

Desde el pasado 15 de febrero las estaciones de TransMilenioubicadas en la Calle 63, Flores, Calle 57, Calle 45, Avenida 39 y Calle 34, que están en la troncal Caracas Centro, estrenaron 146 puertas anticolados en todos los vagones que hacen parte de su infraestructura.

Actualmente existen 693 puertas nuevas, en 24 estaciones que fueron adjudicadas el pasado 21 de diciembre de 2021. El plan 2023, es llegar a tener 800 puertas.

Estas puertas anticolados se espera que estén también en San Bernardo, Bicentenario, San Victorino, Las Nieves, Museo del Oro y Aguas, incluyendo la estación Universidades, Héroes, Calle 100, Flores, Calle 63, Calle 57, Calle 45, Avenida 39, Calle 34, Calle 22, y la Avenida Jiménez (incluidos los vagones ubicados sobre la calle 13, pertenecientes a la troncal Américas), Calle 13 con las estaciones Jiménez sobre la calle 13 y San Façon, Santa Lucía, Biblioteca y Parque.

Aunque han sido toda una novedad en el sistema, al parecer, algunas de estas puertas no estarían funcionando con normalidad, pues hace poco por medio de la red social de Twitter se viralizó un video en el que se ve que las puertas no abren para el descenso de los pasajeros.

Publicidad

Un usuario identificado como Hernando Franco edil de Santa Fe, escribió: "Las puertas “anticolados” funcionan tan bien, que nadie se puede subir ni bajar de Transmilenio. Otro hito en la historia del transporte en Bogotá".

Y es que en el video se puede ver que desde el interior de un articulado un pasajero grabó el momento en el que el bus paró en una estación y las puertas nunca se abrieron. Tanto es así que el chofer intentó en varias oportunidades abrir y cerrar las puertas del TransMilenio para ver si podían llegar a funcionar, pero esto nunca ocurrió.

Publicidad

Como era de esperarse, los comentarios de las personas rápidamente aparecieron: "A esto me refería cuando dije que quede atrapada en el borde de la plataforma y el articulado, el conductor divino cerrando puertas y yo ahí, tuve que ingresar nuevamente antes de que el conductor tan "responsable" me dejara expuesta a un accidente", "El problema no es el sistema, Es la mala ingeniería, porque en muchos lugares del mundo funciona maravillosamente".

Te puede interesar: Un consolador dentro del bolso de Yaya

  • Publicidad