Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

La Kalle logo amarillo oficial footer
Entérate de lo más reciente en el mundo del entretenimiento al activar las notificaciones.
Quiero recibirlas
Tal vez más tarde

Publicidad

Navidad: cómo evitar que las mascotas dañen el árbol y la decoración

Aunque la decoración de Navidad suele ser un motivo de gran emoción para miles de personas, también termina siendo un dolor de cabeza para los dueños de mascotas.

árbol de navidad.jpg
Árbol de Navidad y decoración de casa para Navidad.
/ FOTO: Getty Images

Llegó Navidad, una de las épocas más esperadas del año en el mundo donde millones defamilias decoran sus hogares de acuerdo a las festividades y tratando de irradiar lo mejor del espíritu navideño.

Entre la decoración es muy común la tradición del árbol de Navidad el cual consiste en un pino real o artificial, decorado con luces, guirnaldas, bolas de colores y moños, entre otros objetos decorativos y de todos los colores que han sido adaptados para las festividades.

Y es que la decoración de la Navidad se ha convertido sin duda en una oportunidad perfecta para compartir en familia y embellecer el hogar con los tradicionales adornos; sin embargo, esta decoración, a la que se le suele dedicar tanto tiempo, con los años ha pasado a convertirse en un dolor de cabeza para las familias que tienen mascotas.

Pues la estabilidad del árbol de Navidad y las figuras del pesebre permanecen en riesgo debido a que las mascotas suelen sentir una gran curiosidad por la decoración de navidad, especialmente los gatos que juegan a subirse a los árboles para coger calor, dormir o bajar algunas de las bolitas que los adornan.

Publicidad

Y aunque esto para algunas personas resulta gracioso, para otras con menos paciencia no lo es tanto; por eso desde diferentes entidades del Distrito y de la mano con asociaciones protectoras de animales se avanza en campañas para evitar el maltrato animal, que por esta época se relaciona, entre otros motivos, por los daños que hacen las mascotas en la decoración.

Para enseñar a los dueños a controlar esta situación, el Portal Bogotá se contactó con Freddy Manrique, Asesor de Comportamiento Animal del Instituto de Protección Animal (IDPYBA), quien dio algunas recomendaciones para que especialmente los gatos puedan permanecer tranquilos rodeados de adornos navideños.

Publicidad

¿Cómo evitar que las mascotas deñen el árbol y decoración?

Evita adornos en exceso

Según Freddy, los animales como perros o especialmente gatos enfrentan episodios de estrés al pasad de tener una casa tranquila a un lugar lleno de luces, cristales y objetos con los que durante 11 meses no convivieron; además de los adornos ruidosos que aumentan aún más su estado de alerta.

Decora de manera paulatina

Publicidad

El experto recomienda poner los adornos, en especial el árbol de Navidad, de una manera paulatina y tranquila. Es decir, “un día pongo el árbol, al otro día las bolas, y así sucesivamente para que el gato se vaya familiarizando con los adornos”, aconseja Freddy.

Cinta doble faz o papel aluminio

Publicidad

Según explica Freddy, los gatos pueden sentir fastidio por el pegamento en sus patas, por lo que uno de los trucos más efectivo es usar cinta doble faz en los elementos decorativos.

Así mismo, se puede hacer uso del papel aluminio en las zonas de donde más se quiere alejar a las mascotas, por ejemplo, cubriendo la base del árbol "para que el felino sienta repulsión al tocar su textura”.

“Otra opción es ubicar un spray especial para mascotas, que se activa por el movimiento y que libera un aire comprimido inofensivo cuando el gato se acerca mucho a un objeto prohibido”, agrega el Asesor de Comportamiento Animal.

¿Cómo reprender y evitar que mi gato dañe los adornos navideños?

Publicidad

Más allá de los tips para evitar daños, el experto consultado por la Alcaldía también habló de los correctivos con las mascotas para corregir los daños y evitar otros a futuro.

Sobre este tema el experto hace seria énfasis en que se puede corregir sin llegar al maltrato de la mascota; pues recomienda no recurrir nunca a gritos, golpes o a arrojarle al animal agua u objetos en el momento en que está haciendo algún mal "ya que esto puede causar agresividad o demasiado estrés en el felino y provocar miedo hacia su cuidador; pero cuando el dueño no esté, igual hará males”.

Publicidad

Lo que aconseja Freddy que reprender al animal indirectamente, es decir, que el gato o perro no asocie o interprete el castigo con una persona.

“Es lo que coloquialmente se llama ‘castigo de Dios’. Alguien castiga, pero no somos nosotros. De esta manera no se rompe el vínculo entre el cuidador y el animal”, explica Freddy.

Un ejemplo que pone es arrojar al piso un llavero o una lata con monedas cerca al gato cuando se encuentre haciendo males con los adornos navideños. Ignoramos lo sucedido sin comentar nada. “Esto no le hace daño al gato, solo interrumpe la conducta debido al sonido fuerte que produce el objeto que se arrojó. El gato no relaciona el castigo con su cuidador porque no se da cuenta que fue él quien lo hizo”, dice Freddy.

Deo igual forma aconseja adaptar zonas confortables para el animal pero cerca al árbol o al pesebre; pues se sentirá cómodo pero sin la necesidad de ubicarse sobre los adornos.

Publicidad

"Trucos tan simples como mejorar la cama del gato o adaptar una zona elevada para su descanso, hará que el felino se sienta recompensando y más sereno”, puntualiza el experto consultado por la entidad distrital.

¿Cómo hacer tostadas francesas Mbappé y Benzema?

Publicidad

  • Publicidad