Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

La Kalle logo amarillo oficial footer
Entérate de lo más reciente en el mundo del entretenimiento al activar las notificaciones.
Quiero recibirlas
Tal vez más tarde

Publicidad

Empleada donó un riñón a su jefa y ella la echó por no ir a trabajar

La dueña de la empresa ha recibido cientos de críticas debido a la mala actitud que tuvo con su trabajadora.

Imagen de referencia, persona en el hospital
Imagen de referencia, persona en el hospital
/Foto: Getty Images

Por medio de lasredes sociales todos los días se dan a conocer situaciones que llaman la atención de las personas que usan internet, algunas por contenidos graciosos y otras que generan indignación, como la historia de una mujer que le donó un riñón a su jefa y ella le pagó de la peor manera.

Aunque esta historia se dio a conocer en el año 2012, recientemente se volvió tendencia gracias a que varios internautas la revivieron.

Todo comenzó cuando una mujer llamada Jackie Brucia necesitó con urgencia un trasplante de riñón, pues según informan medios de comunicación de Nueva York, a la empresaria de Long Island le diagnosticaron cáncer de riñón.

Cuando una de las empleadas de su empresa llamada Debbie se enteró por la terrible situación que ella estaba pasando, no lo pensó un segundo y se ofreció para donarle uno de sus riñones para poder salvarle la vida.

Publicidad

Cuando se llevó a cabo toda la operación del trasplante de órgano, el cuerpo de la empresaria lo rechazó mientras que su empleada se recuperaba de la dura cirugía.

Sin embargo, la jefe le dio poca importancia al acto de amor que hizo su trabajadora y le reclamó por no ir al trabajo, sabiendo que se seguía recuperando físicamente.

Publicidad

"¿Qué estás haciendo? ¿Por qué no estás en el trabajo? No se puede entrar y salir cuando uno quiera. La gente va a pensar que te trato de forma especial", fue lo que le dijo Jackie a la empleada.

Después de esto, Debbie reveló que se sintió bastante traicionada pues había arriesgado su vida para poder salvar la de su jefe.

"Decidí convertirme en un donante de riñón para mi jefa, y ella se llevó mi corazón. Me siento muy traicionada. Esta ha sido una experiencia muy dolorosa y horrible para mí. Ella cogió mi regalo, lo puso en el suelo y lo pateó", confesó Debbie en su momento.

Te puede interesar: ¿Sabías que el corazón de la mujer late más rápido?

Publicidad

  • Publicidad