Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

La Kalle logo amarillo oficial footer
Entérate de lo más reciente en el mundo del entretenimiento al activar las notificaciones.
Quiero recibirlas
Tal vez más tarde

Publicidad

Día de las velitas: colores para atraer dinero y amor

Uno de los días más esperados por muchas familias colombianas, es el de las velitas, una tradición que se conserva con el pasar del tiempo y que cada día toma más fuerza. Conoce todo sobre los colores y su relación con los deseos.

Imagen referencial, día de las velitas
Imagen referencial, día de las velitas
/Foto: Getty Images

A medida que Colombia se prepara para celebrar el día de la Virgen de la Inmaculada Concepción, la tradición de encender velas toma un lugar central, llevando consigo una paleta de colores que representan deseos profundos y anhelos familiares.

En la víspera de esta festividad, los hogares colombianos se adornan con una variedad de velas de distintos colores, cada uno con un propósito y significado particular. Las velas no son solo elementos decorativos, sino símbolos de esperanza y peticiones para atraer lo que se desea en la vida.

Entre las diversas tonalidades, la vela amarilla o dorada se destaca por su conexión con la atracción de prosperidad, abundancia y bienestar económico. Este tono, asociado con la sabiduría y la armonía, se enciende con la esperanza de abrir caminos para la llegada de la estabilidad financiera.

Publicidad

Por otro lado, las velas rojas, reconocidas por su vínculo con el amor y la pasión, se convierten en el foco para aquellos que buscan avivar relaciones o fortalecer la conexión romántica en sus vidas. No se limitan solo a personas solteras, sino que son una expresión de deseo para revivir la pasión en relaciones existentes.

Las velas rosadas, consideradas igualmente poderosas en el ámbito amoroso, se orientan no solo hacia las relaciones de pareja, sino también hacia el amor propio, la autoestima y la búsqueda de una relación más positiva con uno mismo.

Publicidad

El día previo a la festividad de la Virgen de la Inmaculada Concepción, las calles se llenan de luz con faroles y velas de diversos colores, manifestando los deseos más íntimos del corazón. Es una noche en la que las familias se reúnen para realizar oraciones y pedir a Dios por sus aspiraciones más profundas.

Esta fecha marca no solo una celebración religiosa, sino también el inicio de la temporada navideña en muchos hogares colombianos. Los árboles de Navidad, pesebres y demás adornos se suman a la decoración, creando un ambiente cargado de tradición y significado familiar.

La noche de velitas es mucho más que una tradición; es un momento en el que las esperanzas se encienden junto con las velas, expresando la fe y la conexión entre la comunidad, los deseos personales y las creencias religiosas arraigadas en el corazón colombiano.

Publicidad

Formulario de inscripción para concurso Préndame el arbolito

Te puede interesar: Te puede interesar: ¿Cuánto cobra Jessi Uribe por un show?

Publicidad

  • Publicidad